RECICLAJE DE ENVASES. EL CONTENEDOR AMARILLO

Es evidente que la población en España va tomando conciencia de lo importante que es el reciclaje doméstico, sobre todo de envases de plástico y bricks, que es el residuo que más se genera en los hogares. La cantidad de plástico reciclado en España ha subido exponencialmente desde los años noventa hasta nuestros días, lo que es una noticia extra-alentadora, de manera que a día de hoy, aproximadamente un 40% de los españoles (unos 16 millones de personas) tiran la basura de forma selectiva, hasta tal punto que las bolsas de basura con todos los residuos mezclados empiezan a parecernos extrañas y de otro tiempo a la mayoría de las personas.

En el año 2001 se recogieron en España aproximadamente 800.000 toneladas de envases ligeros para ser reciclados, lo que en un vertedero supondría una superficie similar a la de 60 campos de fútbol, con una altura de 50 m, aproximadamente la que tiene un edificio de 15 pisos (animo al lector a que se detenga unos instantes e intente imaginar la magnitud de tal cantidad de envases).

Las generaciones que están llegando ya lo tienen asimilado como un hábito de vida y estoy seguro de que el crecimiento de la cantidad de residuos reciclados seguirá siendo exponencial, hasta que consigamos la recuperación de la práctica totalidad de los envases utilizados.

Pero todo el proceso de reciclaje tiene un fin, y es volver a usar los materiales empleados en la fabricación de los envases mediante su transformación, utilizando para ello procesos industriales que requieren de un input de productos en buenas condiciones, o dicho de otro modo, no vale tirar al contenedor amarillo cualquier cosa ni de cualquier manera.

La correcta clasificación de la basura parte, como no, desde nuestras casas, y hay algunas pautas que debemos seguir a la hora de elegir qué residuos tiramos al famoso contenedor amarillo, misterio este más extendido ya que la identidad del asesino de Kennedy. Pues bien, en las siguientes líneas intentaremos dar algo de luz al asunto, de manera que el lector tenga claro qué productos debe desechar en el contenedor, ya que de una buena clasificación doméstica de los mismos dependerá la sostenibilidad y la eficiencia de los procesos técnicos industriales que se encargan de la reconversión en productos de valor.

¿Qué se tira en el contenedor amarillo?

  • Botellas de plástico de agua, refrescos, aceites alimentarios, vinagres, detergentes, champú, lejía…
  • Envases de plástico de yogures, mantequilla, salsas…
  • Bandejas de plástico de alimentos (las típicas de carne o embutidos).
  • Film de plástico.
  • Latas y envases metálicos de refrescos, conservas, alimentos precocinados, aerosoles…
  • Chapas de botellas de cristal y tapas de latas de los productos del punto anterior.
  • Bricks de leche, zumos, natas, salsas, vino, batidos…

¿Qué no se tira en el contenedor amarillo?

  • Vidrio, papel y cartón, materia orgánica o pilas (todos ellos tienen su contenedor específico fácilmente identificable).
  • Productos sanitarios como jeringuillas, pañales, guantes de goma…
  • Juguetes de plástico.
  • Pequeños electrodomésticos, teléfonos móviles, cintas de video, disquetes informáticos…
  • Lentes de contacto, gafas…
  • Ropa y productos textiles.
  • Envases que hayan contenido productos tóxicos o peligrosos como aceites de motor, pinturas, medicamentos…
  • Biberones.
  • Perchas.
  • Utensilios de cocina obsoletos.
  • Cajas de fruta, cubos de plástico…
  • Muebles.

El error más común es pensar que el contenedor amarillo es para tirar plásticos, así que desechamos en él cualquier cosa de plástico que no nos sirva, y eso es un error. El contenedor amarillo está destinado a albergar ENVASES. Tirar plásticos comúnmente llamados “duros” dificulta y casi imposibilita el proceso de reciclado, volviéndose caros e insostenibles los procesos industriales intervinientes.

Hay varias costumbres que pueden venir muy bien en el posterior proceso de reciclado, además de la correcta clasificación de los desechos, y son, por ejemplo, tirar los envases lo más vacíos posible de otros restos orgánicos, no introducir un envase dentro de otro, comprimir las botellas o los bricks para que ocupen el mínimo espacio posible, etc.

De cualquier manera, SIEMPRE SERÁ MÁS BENEFICIOSO REUTILIZAR QUE RECICLAR, es decir, dar a los desechos todo el uso que nos sea posible (las latas de paté con tapadera son unos estupendos recipientes para clavos en cualquier caja de herramientas doméstica que se precie).

¿Y qué se fabrica con los plásticos reciclados? Pues bien, con lo que separamos en nuestras casas y vertemos en el contenedor amarillo se obtienen distintos productos en función del tipo de plástico reciclado (PET, PVC, polietileno de alta o baja densidad, etc.), obteniendo al final tuberías, jerseys, moquetas, nuevos envases, mobiliario urbano, bolsas de basura, aislantes acústicos, adoquines, pavimentos, etc. Por poner un ejemplo fácil y a partir de un producto cotidiano, con 5 botellas de refresco normales y corrientes puede fabricarse una camiseta. Quizá hace un tiempo alguien bebió de la ropa que llevas puesta 😉 … nos seguimos leyendo…

Ahorro económico, Curiosidades, Reciclaje, Sostenibilidad , , , , , , , ,

17 comments


  1. jose luis

    yo por ignorancia he tirado plasticos duros como por ejemplo persianas pedazos de tubos ke me encontraba por algunos sitios.yo los cojia y los tiraba con buen fin para mi.perdonen la ignorancia de este humilde servidor ecolojista ke se preocupa por el medio ambiente.

  2. Sara

    No te preocupes Jose Luis, eres grande.
    Ya no quedan personas como tú.

    Saludos de otra humilde servidora ecolojista.

  3. Alejandro

    Hola, donde se tiran las colillas del tabaco, la ceniza y el papel de aluminio?

    • Juan Rubio

      Buenos días Alejandro. Las colillas y la ceniza van al contenedor normal, el papel de aluminio al amarillo. Saludos!

      • blanca

        Disculpa que te haga una pequeña corrección, las colillas van al contenedor normal (de resto), la ceniza al contenedor de restos orgánicos y el papel de aluminio efectivamente al contenedor amarillo de envases y plásticos.

        • Juan Rubio

          Hola Blanca. Más bien me lo tomo como un complemento que como una corrección, porque creo que no hablamos de colillas y cenizas en el artículo, y las listas reflejadas no son exhaustivas. Saludos y gracias por el aporte!

  4. Rakel

    Hola donde se tiran los tuppers que se han estropeado y sus tapas de plastico?

    • Juan Rubio

      Muy buenas Raquel. Esos envases no van en el contenedor amarillo. Es plástico duro. Debes llevarlos a un punto limpio cercano a tu domicilio y ellos lo gestionarán. Saludos!

  5. Eider

    Donde se pueden tirar unas losetas autoadhesivas de vinilo o de PVC?
    Gracias.

  6. Iván

    Hola,
    Vivo en Velilla de San Antonio y deberíais ver cómo funciona el precio punto limpio. Vergonzoso.

    Saludos

  7. Pedro Guerrero Vallejo

    Las latas de comida en conserva, las cuales llevan un papel identificando el alimento yo las tiro así directamente, por que en la planta de reciclaje ya se encargan en su procesos de retirar las etiquetas de los envases no?

    • Juan Rubio

      Buenos días Pedro. Efectivamente. Es más, los tetrabricks tienen una mezcla de plástico y cartón y eso no podrías separarlo tan fácilmente. No te preocupes que alguien se encargará de ello. Saludos y gracias por escribirnos.

  8. Fina Marrero Deniz

    Hola, donde puedo tirar los desechos de los globos de latex que al final se recogen en una fiesta. Gracias

    • Juan Rubio

      Hola Fina. Es un tema que genera mucha controversia, porque al ser de plástico pensamos que hay que tirarlos al amarillo. No es así. No hay contenedor específico para este tipo de producto, por lo que tendrás que desecharlos al contendor normal. Saludos.

  9. Rafael

    Hola. Presento una duda que tengo desde hace mucho.
    ¿donde tirar las fundas de pasta done vienwn los cds?
    Gracias.

    • Juan Rubio

      Buenos días. Esas fundas no pueden desecharse al contenedor amarillo. Actualmente no hay contenedor específico. Lo ideal sería que fueses al punto limpio más cercano y compruebes si tienen allí algún depósito de este tipo de materiales, que a veces, si tienen mucha demanda, lo suelen poner, como cuando se trata de cartuchos de tinta de impresora. Si no quieres ir al punto limpio que, repito, es lo ideal, el contenedor adecuado es el normal, el de toda la vida. Ponerlo en otro sería entorpecer el proceso de reciclado. Saludos!

Responder a Sara Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *